Historia

1978-1990


En 1965 la Orden de los Jesuitas en A Coruña, un colegio, el denominado “Santa María del Mar”, del cual unos años después y en concreto en el mes de noviembre de 1968 surge una iniciativa educativa y lúdica para el fomento del deporte entre el alumnado para el enriquecimiento físico y espiritual. Esta iniciativa recibe el nombre de Asociación Juvenil Montañeros del Sagrado Corazón  y en principio se caracteriza por el fomento de excursionismo, baloncesto y actividades ligadas al movimiento juvenil como las que realizan asociaciones marianistas como la de los Hermanos Maristas o en su día hicieron las Congregaciones Marianas.

En 1973 se añade a estas prácticas el fútbol, un deporte tremendamente popular y de gran atracción para los jóvenes que gracias al trabajo desempeñado por Manuel Míguez Rey “Lito”,repercute en la formación de un equipo alevín y otro infantil. Llegados a 1978 el éxito alcanzado con la formación y adiestramiento de numerosos jóvenes con el manejo del balón hace que los mentores de la asociación jesuita se propongan la creación de un club de fútbol juvenil con el ánimo de competir a nivel federado. Nace así el Club Montañeros del Sagrado Corazón y en correspondencia a su deseo entra a formar parte del Campeonato Juvenil de la ciudad de A Coruña, torneo que abandona dos años después al inscribirse en Tercera Regional dentro de la temporada 80/81 para conseguir ascender a Segunda Regional al término de la campaña 83/84 con Manuel Míguez Rey en la presidencia. El ascenso y consolidación del joven club coruñés empieza a ser firme y de él nace una Peña Madridista, además de ser paso constante de una multitud de adolescentes.

1990-2000


Con el paso del tiempo y una vez alcanzado el año 1994, el club herculino tras una época sin apenas movimiento está a punto de desaparecer, pero un grupo de padres de jugadores liderados por Fausto
Vázquez Seoane pone todo su empeño en que este fatídico paso no culmine. Vázquez accede a la presidencia y toma las riendas de la entidad, empezando a gestarse lo que hoy en día es el club. Se estructura los diferentes equipos existentes y poco a poco el Montañeros Club de Fútbol, nueva denominación del club, con empeño y dedicación se convierte en una gran escuela de fútbol base en A Coruña inicialmente y en toda Galicia después, siendo en la actualidad una de las tres primeras canteras del fútbol gallego con distintos equipos al frente de las categorías existentes.

2000-2010


Este éxito con la juventud sin embargo no es correspondida con la creación de un equipo senior hasta algunos años después, concretamente hasta el inicio del nuevo siglo en el que se crea uno desde la Tercera Regional, el último escalafón del fútbol gallego. La gestión de Vázquez en esos momentos resulta crucial y en 2003 consigue que una entidad tan importante como el Banco Gallego le de un impulso económico para poder desarrollar un proyecto de futuro con plenas garantías. Dicho y hecho, la entidad bancaria empieza a subvencionarles y desde el verano de 2003 la ascensión del Montañeros C.F. Banco Gallego ha sido meteórica, consiguiendo en pocos años superar cinco categorías de forma brillante y sin apenas oposición.

En la sesión 03/04 abandona la Tercera Categoría y asciende a Segunda Categoría, permaneciendo en esta solamente la campaña 04/05 y abandonándola para situarse en Primera Categoría, resultando al igual que las anteriores un éxito al conseguir un nuevo ascenso en esta ocasión a Regional Preferente. La edición 06/07 con un conjunto que lleva una inercia espectacular es mismamente brillante y consigue alcanzar la Categoría Nacional al término de la misma tras finalizar como Campeón del grupo Norte con la brillante cifra de 87 puntos.

El estreno en Tercera División se produce en la sesión 07/08 con el técnico José Ramón González Pérez en el banquillo, siendo esta la única campaña en la que detiene su ritmo al finalizar en octavo puesto en la que será la sesión de asentamiento en la categoría. No obstante, las pretensiones de la joven institución coruñesa no se detienen en este punto y se muestran ambiciosas, reforzándose la plantilla para la sesión siguiente en la que se obtiene el subcampeonato de Liga tan solo superado por la nueva S.D. Compostela. Este meritorio puesto le permite entrar en la Promoción de Ascenso a Segunda División B, cayendo eliminado en Primera Ronda ante el Club Hellín Deportivo: 1-0 en la ciudad albaceteña y 0-0 en A Grela.

Esta desilusión inicial sin embargo al poco tiempo se torna en alegría, puesto que lo que no se consigue en el terreno de juego se logra vía administrativa gracias al descenso de la S.D. Ciudad de Santiago por no satisfacer las deudas contraídas con sus jugadores, y ser el club coruñés invitado a ocupar la plaza libre que dejan estos por ser el mejor conjunto gallego que no obtiene el ascenso, invitación que es aceptada de inmediato. El Montañeros C.F. Banco Gallego debuta en Segunda División B en la campaña 09/10 dentro del Grupo I junto a clubs gallegos, vascos, navarros y castellano-leoneses, empleando como terreno de juego el Complejo Deportivo de Elvira, un recinto más apropiado para la nueva categoría que ocupa. Para ello cuenta con una plantilla profesionalizada que no defrauda a nadie y que en gran parte del campeonato se convierte en revelación, descendiendo un tanto sus prestaciones en el tramo final del que resultan décimos con 49 puntos en su casillero y consiguiendo la permanencia.

 

2010-2020


Para la sesión 10/11, el madrileño Abraham García Aliaga será el encargado de dirigir al equipo. El proyecto coruñés es atractivo y en el futuro se pretende aumentar su masa social y atraer a más aficionados con el ánimo de convertirse en el segundo club de la ciudad y sirva de paso para dar salida a todas aquellas promesas que no tienen cabida en el primer club de A Coruña, entidad que hasta el momento monopoliza en gran medida a toda la afición coruñesa. La segunda temporada consecutiva en el tercer nivel en nada se parece a la anterior, salvo que se consigue la permanencia, verdadero objetivo del club coruñés. Tras un inicio irregular al final se pasa por problemas que hacen temer su continuidad, solventándose todo afortunadamente en los últimos encuentros.

La edición 11/12 significa su despedida de la categoría y posteriormente de la competición, puesto que la frágil economía del conjunto coruñés obliga a tomar una muy seria decisión. En el transcurso del campeonato, la participación del club es digna dado que, a pesar de sus limitaciones y el cambio de entrenador a mitad de temporada en la que José Ramón González sustituye a Abraham García, se da la cara en todo momento y lucha por abandonar los puestos comprometidos. La fortuna no le alcanza pese al esfuerzo y al final concluyen decimoctavos. Una vez perdida la categoría, la directiva coruñesa plantea la continuidad de su primera plantilla al no contar con el apoyo financiero de su principal promotor, el Banco Gallego, decidiendo suprimir el equipo senior y renunciando a su participación en Tercera División donde tenía plaza, concentrando su actividad en labores formativas de categorías inferiores.