Atlético Coruña

Currás: “El equipo se asemejó más a la idea que quieren transmitir los entrenadores”

La pasada temporada en el San Tirso, es uno de los fichajes del Montañeros para su nueva temporada en Preferente. Currás fue suplente ante el Castro en la primera jornada y en la segunda, contra el Ribadeo, disputó los 90 minutos.

 

¿Ha sido justo el 0-0?
A tenor de lo visto en la primera parte sí, con 45 minutos de un partido muy cerrado y sin demasiadas ocasiones claras para ningún equipo, sólo unos cuantos acercamientos al área. En la segunda parte, el partido cambió, el control del balón que ya tuvimos en la primera parte se tradujo en acercamientos con mucho peligro y ocasiones que perfectamente podrían haber acabado en gol, además no sufrimos en ningún momento. No es un resultado excesivamente injusto, pero si alguien buscó romperlo fue el Montañeros.

¿Os ha afectado mucho el calor?
Sí, pero las condiciones son siempre las mismas para los dos equipos. Incluso a lo mejor perjudica más a un equipo que viene de un desplazamiento largo durante el mediodía. Jugamos en un campo municipal y nos adaptamos a lo que toca, pero está claro que no es lo ideal para nadie.

¿Qué conclusiones positivas sacas del equipo?
Creo que el equipo se asemejó más a la idea que quieren transmitir los entrenadores. Tuvo el control del juego a través del balón, se mostró con solidez para solventar defensivamente los intentos del Ribadeo e intentó exponer más para llevarse el partido; es una buena línea a seguir.

¿En qué no habéis estado bien?
Creo que en algunos momentos, sobre todo en la primera parte, a partir de 3/4 no había demasiada continuidad o frescura de ideas para sobrepasar las líneas rivales y hacer daño real. A estas alturas es normal que pasen estas cosas. Somos un equipo al 80% nuevo y debemos acostumbrarnos al estilo de juego, conocernos unos a otros, todo lo que quiere el entrenador… Es normal. Es un punto de partida para seguir desarrollando que está bien.

¿Habéis jugado el partido que teníais en mente?
Sí, el partido transcurrió sobre lo previsto. Todos los años los equipos se adaptan a los cambios del verano, pero ningún equipo va a pasar de blanco a negro y viceversa. En general sabremos cada fin de semana a lo que nos vamos a enfrentar.

¿Qué te ha parecido el Ribadeo?
Un equipo compacto. Es un equipo típico de esta categoría, sólido defensivamente y que siempre va a generar alguna ocasión que con acierto va para dentro y te complica el partido. Además tienen mucha envergadura y en el balón parado tienen otra arma más.

¿Qué sensaciones te ha dejado el partido a nivel personal?
Mis sensaciones fueron buenas, creo que cada entrenamiento me voy acercando más a lo que se me pide y eso obviamente se transmite al domingo. Además, a mí me gusta la competición de verdad, cuando hay en juego cosas. Al final la pretemporada está muy bien para coger sensaciones y empezar a carburar físicamente pero nada es 100% real; son entrenamientos con rivales, se hacen muchas pruebas… Es totalmente distinto.

¿Estás como te gustaría a estas alturas de la temporada?
No. En el aspecto físico no me encuentro mal y llevo bien los minutos, pero un amigo que me conoce muy bien me dijo el otro día en un partido: “aún no tienes esa cuarta y quinta marcha de cambiar de ritmo y dejar atrás al rival”. Y es cierto. Pero eso al final te lo dan los partidos y entrenar bien. Espero llegar en breve. En el apartado del juego quiero seguir progresando en el entendimiento del estilo del equipo, que aún no está del todo asimilado.

¿Cuál debe ser el objetivo del Montañeros en la liga?
El club quiere crecer y mirar a los puestos importantes de la clasificación desde el primer minuto. A partir de ahí hay que tener en cuenta que la categoría es difícil y más este año y puede pasar de todo. El paso de las semanas dirá a qué tenemos que aspirar.

¿Cuál es tu objetivo personal esta temporada?
A mí me gusta el fútbol protagonista y más a través del balón. Creo que todos nos hacemos futbolistas, o deberíamos, porque nos gusta tener el balón, no correr detrás de él. Quiero ser un jugador importante para el equipo a través del desarrollo de las funciones que me corresponden como centrocampista de un equipo que propone. Luego está el hacer goles y demás estadísticas, que con trabajo y una pizca de suerte llegan solas. Llevo unas buenas últimas temporadas en ese aspecto pero no me obsesiona. Todo lo que sea sumar para el equipo es positivo.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *